Más de 40 colonos israelíes irrumpieron en los patios de la mezquita de Al-Aqsa durante la sesión de irrupción de la mañana, bajo la protección de las fuerzas de ocupación, y sus incursiones en la mezquita continúan hasta este momento.

Los colonos entraron por la puerta de Damasco, que los palestinos llaman puerta de Bab Al Amud.

Ahora provocan a los fieles palestinos realizando oraciones talmúdicas en los patios del lugar sagrado.

Las autoridades de ocupación israelíes han permitido las incursiones de colonos en la mezquita desde 2003, bajo la protección de las fuerzas.

Desde el comienzo de 2021, 34.562 colonos irrumpieron en el lugar sagrado, estableciendo un nuevo récord, ya que en 2020, 19.000 colonos irrumpieron en la mezquita y 29.700 colonos en 2019, según Al Qastal, un centro de la red palestina para los palestinos en la Jerusalén ocupada.

Las autoridades religiosas palestinas han formulado repetidas objeciones y advertencias porque las incursiones de los colonos provocan a los fieles palestinos de la mezquita.

Las fuerzas israelíes siempre facilitan y protegen a los colonos mientras impiden a los fieles palestinos entrar en ella, agrediéndolos y deteniéndolos.

La mezquita de Al Aqsa es uno de los lugares más sagrados del Islam.

Los judíos se refieren a la zona como el Monte del Templo, afirmando que fue el lugar de dos destacados templos judíos en la antigüedad.

El complejo también incluye la Iglesia del Santo Sepulcro, uno de los lugares cristianos más sagrados del mundo.

Fuente: Qudsnen