Las fuerzas de ocupación israelíes entregaron una orden para detener la construcción de una escuela palestina en Masafer Yatta, en Hebrón, en el sur de la Cisjordania ocupada.

En un comunicado, la escuela Um Qissa dijo en su página oficial de Facebook que las autoridades de ocupación israelíes denegaron un recurso para permitir la construcción de la pequeña escuela, que atiende a niños de la comunidad beduina.

Fuad Al-Amour, coordinador de los Comités de Protección y Firmeza, dijo que las órdenes son el preámbulo de una orden de demolición en los próximos días, y añadió que la orden forma parte de la escalada de violaciones contra los palestinos, sus hogares, tierras, instalaciones educativas y lugares sagrados.

Denunció la continua destrucción por parte de Israel de infraestructuras, escuelas e instalaciones educativas y sanitarias palestinas como parte de sus constantes intentos de construir y ampliar sus colonias, construidas en directa violación del Derecho Internacional.

Todos los asentamientos israelíes en la Cisjordania ocupada, incluidos los de Jerusalén Oriental y sus alrededores, son ilegales según el Derecho Internacional, la Cuarta Convención de Ginebra, además de varias resoluciones de las Naciones Unidas y del Consejo de Seguridad.

El artículo 49 del Cuarto Convenio de Ginebra establece: “La Potencia ocupante no podrá deportar o trasladar a parte de su propia población civil al territorio que ocupa”. También prohíbe los “traslados forzosos individuales o masivos, así como las deportaciones de personas protegidas del territorio ocupado”.

Fuente: Days of Palestine