Israel retiene los cadáveres de 22 palestinos asesinados este año, según informó Arab48.com, entre ellos ocho de los palestinos muertos procedían de jenín, cinco eran de Ramallah, tres de Jerusalén y sus alrededores, dos de Belén, dos de Hebrón y uno de Tulkarem y Nablus.

En total, los israelíes han retenido los cadáveres de 112 palestinos desde 2016. A uno de los asesinados en septiembre de este año, Sa’ed Al-Koni, los palestinos le enterraron algunas partes de su cuerpo y las autoridades de ocupación israelíes se llevaron otra parte.

Al menos 256 palestinos han sido enterrados por los israelíes en fosas marcadas solo con números, no con nombres. Además, 74 palestinos siguen en paradero desconocido tras las incursiones y ofensivas militares israelíes. Sus familias no saben nada de su paradero ni de su suerte.

Fuente: Middle East Monitor